Experiencias reales de cómo mejorar la eficiencia en el uso del agua

Casos de éxito visitados durante 2017-2018 por el Proyecto Ferdoñana

Dentro de las actividades llevadas a cabo por el proyecto Ferdoñana durante la actual campaña 2017-2018 podemos destacar las visitas a fincas demostrativas (“Show Case”). Se trata de fincas comerciales de la zona productora de frutos rojos del entorno de Doñana donde se muestran buenas prácticas encaminadas al uso eficiente del agua, acompañadas por la utilización de diferentes técnicas o tecnologías destacadas por Ferdoñana como innovaciones para llegar a un uso sostenible del recurso.

La primera finca Show Case se sitúa en Rociana del Condado. Pertenece a un agricultor de la cooperativa SAT Condado de Huelva (Grupo Onubafruit) con 12 hectáreas de cultivo. Visitamos esta finca el día 4 de abril de 2018 con un grupo de 18 participantes del proyecto. Todos ellos eran agricultores y/o técnicos de empresas destacadas del sector.

En esta finca se ha realizado un trabajo en colaboración con la cadena de supermercados COOP Suiza desde la campaña 2014-2015 hasta 2016-2017. Se ha trabajado con el técnico de la finca y el agricultor llevando a cabo un asesoramiento y seguimiento del riego en el cultivo de la Fresa variedad Candonga. Además, se han analizado anualmente las uniformidades de aplicación de los sectores elegidos como condicionante importantísimo a la hora de hacer un riego eficiente.

Se han usado diferentes herramientas de ayuda en la decisión de riego, más conocidas como DSS, para poder hacer el seguimiento y dar las recomendaciones semanales.  Se ha instalado una estación meteorológica, así como sondas de humedad y un software de visualización e integración de los datos arrojados por los dispositivos anteriores, que establece recomendaciones de irrigación semanales.

Como resultado de este proyecto de 3 años de duración el agricultor ha mejorado su uso del agua en un 11%. Este porcentaje viene expresado por el indicador de Suministro de Riego Relativo (RIS), que compara el agua consumida con la demanda teórica que precisa el cultivo, y que ha ido mejorando a lo largo del proyecto. La siguiente tabla también nos muestra el dato de Productividad del agua que refleja los kilos de fresa producidos por cada m3 empleado. Cuanto más alto es el RIS, menos eficiente es el uso del agua. La tabla evidencia además cómo el agricultor consiguió mejorar en un 33% la productividad de agua (kg de fresa producidas por metro cúbico).

RIS = Agua consumida / Demanda teórica de Agua

  Año 1 Año 2 Año 3 Variación en 3 años
RIS 1.93 1.81 1.72 – 11 %
Productividad del agua (kg de fresa / m3 de agua) 7,09 kg/m3 8,72 kg/m3 9,43 kg/m3 + 33 %

 

Esta finca es un ejemplo de cómo un proyecto puede impulsar un mejor uso del agua por parte de los agricultores. En este caso, el agricultor instaló Sistemas de Ayuda en la Decisión del Riego en el marco de un proyecto financiado por uno de sus clientes. Esta inversión inicial y el asesoramiento proporcionado por Ferdoñana motivaron un mejor uso de los recursos por parte del agricultor.

La segunda finca Show Case visitada se sitúa en Palos de la Frontera y pertenece a un agricultor de la Cooperativa Fresón de Palos con media hectárea de fresas. Asistimos a esta finca el día 11 de abril de 2018 con un grupo de 14 participantes.

El principal aspecto de interés en esta finca reside en el sistema de cultivo, ya que cuenta con el sistema NGS. El sistema NGS es un método de cultivo hidropónico cerrado, en el que el agua y los nutrientes sobrantes del riego son recogidos en un aljibe y devueltos de nuevo a las plantas tras el reajuste pertinente de la solución nutritiva.

Con este sistema se alcanzó para la campaña 2016-2017 una densidad de 109.254 plantas por hectárea. Se consiguió una producción de 54.407 kg de primera (var. Rábida y Rociera) y 15.700 kg de Industria, en 5.400 m2 de invernadero, generando un dato de producción por planta de 497 g/planta y de 100.753 kg/ha de primera.

El consumo de agua arroja una cifra de 13,96 kg/m3  como indicador de la productividad del agua.

Si contrastamos estos datos con los datos de productividad del agua de los sistemas tradicionales (en torno a 5-7 kg/m3) podemos asegurar que con estos sistemas se puede llegar a multiplicar por dos o por tres la productividad del agua.

Con la visita hemos podido evidenciar cómo con un sistema de cultivo sin suelo cerrado es posible maximizar el uso de los recursos hídricos y nutrientes en una explotación. Además, incrementando la densidad se pueden obtener ahorros significativos en cuanto a litros de agua consumidos por kilo de fruta producido. Sumado a esto podemos decir que la recolección se ve favorecida al estar la planta  al alcance de la mano de los recolectores y que con este sistema evitamos tener que hacer desinfecciones del suelo, práctica cada vez más cuestionada en la agricultura.

Post a comment